Ensalada de gallina

Por Carmen Montelongo

Ingredientes:

  • 1 pechuga entera de gallina (1 ½ de pollo)
  • 1 ½ kg de papas blancas, grandes, ni magulladuras y sin ojitos que miren torcidos.
  • ½ kg de zanahorias, crujientes y brillantes.
  • 1 cebolla blanca, grande, redonda, con vocación de luna llena.
  • Abundante cilantro fresco, verde con perfume insistente y descarado.
  • 2 tazas de mayonesa.
  • ¼ taza de aceite
  • 3 cucharadas soperas de mostaza de buena calidad.
  • 2 cucharadas de miel de abeja
  • 1 cucharada de vinagre blanco
  • 2 cucharadas de azúcar
  • 1 lata de guisantes, opcional (mi opción es, no ponerlos si es solo porque te gusta verlos y no comerlos)
  • Sal y pimienta
Preparación:

  • Cocinamos las pechugas con unos granos de pimienta, sal y cilantro. Cuando estén cocidas y firmes, colamos; reservamos el líquido.
  • Volvemos con el caldo al fogón y cocinamos las papas picadas en cubos, no importa si son grandes, medianas o pequeñas, lo importante que sean del mismo tamaño para que se cocinen todas al mismo tiempo.
  • La papa debe quedar blanda, pero firme ¡no la pierda de vista! ¿Cómo saber si está en su punto? ¡Probémosla! Recordemos que la ensalada va a ser “revuelta”, si la papa queda muy blanda, se convertirá en un mazacote sabroso, pero no agradable a la vista.
  • En una olla aparte, ponemos a hervir suficiente agua con dos cucharadas soperas de azúcar, cuando empiece a borbotear incorporamos la zanahoria, hasta que esté en su punto.
  • El azúcar es opcional, me gusta la zanahoria dulcita; sino está, pues la obligo a estarlo –soy autoritaria hasta con los vegetales– una vez alcance su ternura, colamos y dejamos enfriar.
  • Picamos la cebolla y la remojamos en agua hasta que pierda su mal carácter y luego la colamos.
  • Mechamos la carne de gallina y desechamos huesos, cartílagos y piel. Picamos muy fino el cilantro.
  • En un envase de vidrio, mezclamos: mayonesa, mostaza, miel, sal, vinagre, aceite, pimienta y homogeneizamos. Si esta ‘‘unión” les gusta más espesa, agregan más mayonesa, si la quieren más dulcita, un beso de miel y si la sueñan salada una pizca más de sal. ¡Es a su gusto! Unimos todo, mezclamos con paciencia y disfrutamos a plenitud.

Deja un comentario

Tu dirección de correo no sera publicada. Campos requeridos *

Usted puede utilizar estas etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

limpiar formularioEnviar