dia-playas
Gilberto Carreño / Periodista ambiental         

Esos espacios que la naturaleza nos brinda, para el disfrute recreacional a las orillas de los mares, lagos y ríos, merecen ser preservados  en las más óptimas condiciones para garantizarnos un aprovechamiento sano, sin riesgos y en las mejores condiciones estéticas que realcen la belleza de sus paisajes.

Sin embargo, no siempre los conseguimos así como lo aspiramos cuando acudimos a ellos en busca de sus apreciados beneficios; las playas nos ofrecen todo y es muy poco  lo que le retribuimos. Es por eso que desde que la humanidad comenzó a tomar conciencia sobre la necesidad de la conservación ambiental, en función de un racional y sostenido aprovechamiento de los recursos naturales, el movimiento ambientalista mundial institucionalizó las jornadas de limpieza de estas áreas ribereñas que suelen atraer a la mayor cantidad de personas atraídas por el disfrute que ellas ofrecen.

Esta práctica que desde 1991 se adopta en Venezuela, cada tercer sábado de septiembre como parte de la celebración del Día Mundial de las Playas,  tiene su origen en las jornadas  anuales promovidas por la fundación ambientalista Fudena, con antecedentes en la campaña internacional de “Limpieza de Costas”, que desde 1987 promueve la organización estadounidense Ocean Conservancy  y “Limpiemos El Mundo”, de Clean Up The World, de Austria.

En Venezuela es considerada como la actividad que logra una de las mayores movilizaciones de grupos ambientalistas formales e informales, ya que permite a los participantes ver las playas no solo como áreas de disfrute en días de asueto, sino como algo propio a lo que debemos prestar cuidado. Es exactamente el propósito de los organizadores: dentro de una estrategia educativa y de concienciación colectiva, inculcar en cada persona la idea, no solo de la recolección de desperdicios una vez al año, sino de ser adoptada como una actitud permanente de cuido de estos espacios tan apreciados por todos.

De acuerdo con los anuncios promocionales que realizó Fudena durante los días previos al sábado 19, los interesados en participar en la jornada de recolección, clasificación y cuantificación de desechos en playas marino-costeras, lacustres y fluviales de todo el país, se pusieron en contacto con el ente coordinador de la playa en la cual deseaban prestar su colaboración.